XSALUD

XSALUD

martes, 21 de abril de 2009

El apio, mucho más que ideal para calmar la ansiedad



 
 

Enviado por Gonzonet a través de Google Reader:

 
 

vía Vitadelia de Carla el 21/04/09

apio1

A simple vista, el apio puede carecer de atracción, ser un tanto insulso, o falto de gracia. Pero lo cierto es que no hay que dejarse llevar por las primeras impresiones: el apio es una opción muy saludable y nutritiva, e ideal para los días que hacer calor y para calmar ansiedades en días de tensión.

De hecho, y con respecto a esto último que puede sonar un tanto gracioso (pero sí que es cierto, masticar apio puede ser una buena forma de cansar las mandíbulas y de calmar la ansiedad), se dice por ahí que se gasta más enregía masticando el apio que las que se incorporan a través de él: el apio es bajo en calorías, una tallo mediano de esta planta sólo aporta unas diez calorías.

Sin embargo, el apio es rico en otros nutrientes necesarios para un buen funcionamiento de nuestro sistema digestivo: también un sólo tallo te puede aportar hasta el cuatro por ciento del requerimiento diario de consumo de fibra alimentaria.

Pero esto no es todo: el apio también contiene vitaminas A, B1, B2 y B3, C y K, además de aportar otros minerales como potasio, calcio, fósforo, magnesio y sodio. En cuanto es este último, se debe hacer una salvedad: 96 mg de sodio por 100 gramos, por lo que es mejor moderar el consumo de esta planta si se tiene problemas con la presión arterial elevada.

De cualquier modo, el apio es un excelente diurético, y al tener buen alto porcentaje de fibras da sensación de plenitud por lo que es también ideal como snack entre comidas para evitar comer otro tipo de alimentos, o para incorporarlo en dietas de adelgazamiento.

Así también esta planta cuenta con un compuesto, llamado ptialida, el cual se sabe tiene beneficios para el corazón ya que ayuda a reducir los niveles de colesterol "malo" en sangre, y, como punto extra, se le adjudica propiedades sedantes.

Finalmente, compartamos otras características y algunas "curas caseras" con apio:

*En casos de gota, ácido úrico, o reumatismo se aconseja beber caldo de apio.

*Así también, para problemas digestivos, en especial en casos de ácidez gástrica, se recomienda beber jugo de apio, en conjunción con el zumo de zanahoria y lechuga.

*Para cálculos, y para dolores de glándulas genitales y suprarrenales, se sugiere consumir jugo de apio con zumo de limón.

*Para aumentar las defensar y potenciar el rendimiento, se aconseja, de forma general, incorporar el apio a la dieta diaria.

Vía solovegetales.com


 
 

Cosas que puedes hacer desde aquí:

 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada